Estudiantes universitarios educan a la niñez
Martes, 19 de Noviembre de 2013 10:04

la_farmacia_va_a_la_escuela-web528a3cf647494En la Escuela de Los Ángeles de la Fortuna de San Carlos dos grupos de sexto grado, conformados por 80 niños y niñas, tuvieron la oportunidad de compartir experiencias y aclarar dudas en torno a las drogas con jóvenes estudiantes de la Universidad de Costa Rica (UCR), que les impartieron una charla sobre La prevención del uso de drogas y desarrollaron una actividad recreativa para poner en práctica lo que aprendieron con ellos.

Esa fue la experiencia que vivieron diez estudiantes de la carrera de Farmacia y de Orientación de la UCR durante la última actividad realizada por el Programa La Farmacia va a la escuela.

En este año 2013 han realizado cinco actividades diferentes de capacitación para los 35 integrantes de ese programa, así como de promoción del proyecto y de educación para la salud sobre drogas ilícitas, tabaquismo y alcoholismo con niños y niñas del primero y segundo ciclo de educación general básica de diferentes escuelas de Heredia,  Limón, San José y Alajuela.

Labor educativa

El programa La Farmacia va a la escuela tiene 5 años de estar desarrollando actividades de este tipo con estudiantes de esa carrera y en los últimos años se ha abierto a todos los estudiantes de la UCR que deseen integrarse. Este programa es dirigido por la Dra. Mercedes Arévalo, profesora de la Facultad de Farmacia.

Pronto esperan cambiarle el nombre al programa por Universitarios educando a la comunidad, con la idea de que se ajuste al giro que está dando ahora con la participación de jóvenes estudiantes de Ingeniería, Educación y de otras carreras de la Salud.

Los jóvenes universitarios han realizado muchas ferias de la salud en los centros educativos y han montado obras de teatro, en los cuales tienen participación total: desde el guión, el maquillaje, la escenografía y la participación como actrices y actores en la obra.  En el conversatorio que llevan a cabo, luego de la presentación teatral, refuerzan conceptos con los escolares y evalúan lo que aprendieron.

El objetivo es brindarles un mensaje sobre la vulnerabilidad que tiene la niñez, la adolescencia y la juventud con las drogas lícitas e ilícitas.

Gina Gutiérrez Solís y Carlos Gurdián Solórzano, estudiantes de tercer año de la carrera de Farmacia, comentaron que además trabajan con los niños y niñas en lo que son habilidades para la vida: formación de carácter, toma de decisiones, asertividad y creatividad, entre otros.

“Los estudios apuntan que el inicio en consumo de drogas está entre los 10 y 12 años, por eso tratamos de generarles (con creatividad) conciencia de lo que son decisiones equivocadas en la vida, tratamos de fomentar en ellos la toma de decisiones adecuadas”, expresó Gutiérrez.

Además añadió “ahora los chicos se enfrentan muy a menudo a esas situaciones de que les ofrecen drogas, alcohol y tenemos que estar en capacidad de darles las herramientas necesarias, para que ellos pueda capacitarse ante esa situaciones de la vida”.

Programa de liderazgo

La mayoría de los estudiantes universitarios que participan en ese programa educativo lo hacen también en elPrograma Institucional de Liderazgo Universitario con Desarrollo Humano, en el cual reciben capacitación por medio de módulos. Entre ellos en el tema de autoliderazgo, liderazgo de trabajo en equipo, líderes de alto desempeño, talleres de creatividad, asertividad, comunicación, manejo de emociones y conferencias de crecimiento humano.

“Sobre todo lo preparan a uno para poner en practica los conocimientos adquiridos a través del servicio a la comunidad y al país”, expresó Gina Gutiérrez. Agregó que ahora esperan capacitarse para el trabajo con colegiales, que pretenden iniciar el próximo año.

Carlos Gurdián Solórzano, quien forma parte de ese programa desde hace dos años, reconoce las grandes enseñanzas que le ha dejado su participación.“Por medio de los cuatro módulos de capacitación uno va creciendo poco a poco”, apuntó. Al preguntarle que le ha aportado este programa respondió ¡Qué no nos ha enseñado! Definitivamente el programa de liderazgo cambia a la gente!, dijo.

Ese programa de liderazgo surgió en el 2003 en la Facultad de Farmacia, con la idea de darle nuevas herramientas y habilidades, así como una visión holística a sus estudiantes para un mejor desenvolvimiento en sus trabajos, cuando se conviertan en profesionales.

Esta iniciativa ha sido tan exitosa que, a partir del 2008, el proyecto se extendió a toda la comunidad universitaria y actualmente existen proyectos de este tipo también en Ingeniería, Microbiología, Agronomía, Educación, en residencias estudiantiles, en toda las Sedes y Recintos de la UCR.

Gina Gutiérrez quien está en el programa desde hace tres años es una convencida de que ese programa cambia a las personas, cambia la mentalidad.

En forma enfática manifestó que “un verdadero líder no es el que se gradúa más rápido, el que tiene mejores notas, no es el que va al frente dirigiendo y mandando, sino aquel que motiva a las demás personas a dar su máximo potencial, el verdadero líder es el que va al corazón y el que de verdad deja en uno la huella”.

Informó que gracias a ese programa han trabajado con niños, adultos mayores y en comunidades indígenas y han desarrollado una serie de actividades.  Resaltó las iniciativas de integración que han realizado en los últimos años y que les ha permitido que se una toda la población estudiantil que participa.

Actualmente somos todos una gran familia, hemos tenido en los últimos años una gran integración, porque de verdad trabajamos por nosotros y por una sociedad mejor”, concluyó Gutiérrez.

Nota tomada de: Sección noticias del sitio web de la Universidad de Costa Rica 



Compartir: