Hatillo empezó a vivir un preludio musical
Lunes, 01 de Octubre de 2012 13:13

Preludio_11Lilliam Mora V.  - Periodista

La idea no es que se conviertan en instrumentistas, tampoco en coreógrafos, pero lo que sí buscan los talleres de música y expresión corporal denominados “Preludio Urbano” es que los participantes aprendan a jugar y divertirse con la música

 

“Preludio Urbano” es un proyecto que procura brindarle a la zona de los barrios del sur (San José) la oportunidad de pertenecer de forma gratuita a una escuela de música. Estos talleres son los primeros pasos de esta iniciativa.

Los beneficiados han sido los vecinos de Hatillo. En esta primera etapa que inició el 19 de julio y finalizó el 5 de setiembre, participaron en los talleres 15 personas de diversas edades, desde niños hasta adultos mayores.

Según explicó Gabriel Calderón Blanco, uno de los promotores de la idea, cada semana se realizaron tres talleres de guitarra y otro de expresión corporal, los cuales fueron impartidos por él y por Esteban Ureña Quirós, ambos estudiantes  de Enseñanza de la Música.Preludio_7

Tanto Calderón como Ureña desean que el proyecto llegue a más personas y de esta manera ofrecer un espacio de recreación a quienes viven en una zona clasificada como urbano marginal.

Yulmy Molina Mora, músico de la comunidad, quien también se integró a los talleres manifestó “la gente está sedienta de cultura, ellos pueden querer tocar guitarra y quieren aprender muchos otros instrumentos o hacer un grupo, pero  no tienen la facilidad económica como para comprar un instrumento o recibir clases”.

 

La próxima jornada de talleres iniciará a finales de noviembre y se espera la integración de más personas, pues contarán con mayor espacio. En esta ocasión las actividades se realizaron en la Biblioteca Pública de Hatillo, sin embargo los próximos se llevarán a cabo en los salones de la Parroquia Sagrado Corazón de Jesús, Hatillo.

Preludio_11Calderón explicó que esta es una excelente oportunidad para ofrecer diversos talleres simultáneamente. “Esta es una zona con una gran cantidad de población y ellos no tienen acceso a este tipo de actividades, menos de forma gratuita”.

Mariam Díaz Juárez, madre de Nicole González, una pequeña de 11 años que no se perdió los talleres, aseguró “esto representa una esperanza para que los niños hagan otras cosas que no sean droga ni vagancias en la calle. Aquí hay muchos niños que necesitan que este proyecto se desarrolle, tienen mucho talento pero no hay dinero. Las familias son de escasos recursos pero si nos pudieran ayudar salvarían a muchos jóvenes de drogas, de pandillas y canalizarían esas energías a algo positivo”.

“Preludio Urbano” es una iniciativa que busca consolidarse y para ello requiere de apoyo económico. “Si obtenemos ese tipo de ayuda podríamos comprar más instrumentos y las personas llegarían a las clases sin preocuparse por los instrumentos, porque ahí los prestaríamos”, explicó Calderón.

 Para concluir estos talleres se realizó  una presentación el 5 de setiembre, en la Biblioteca de Hatillo, y aunque ese día ocurrió el terremoto de Nicoya, eso no los desánimo. Si bien había un poco de nervios, todos se mostraron muy satisfechos de lo que habían logrado y de subir por primera vez a una tarima. “Yo me sentía muy orgullosa, el papá de Nicole hasta pidió permiso en el trabajo”, comentó doña Mariam.

“Preludio Urbano” es parte del proyecto  EC-298 "ABC: arte, bienestar y cultura para el cambio integral” de la Escuela de Formación Docente, dirigido por la Dra. María Marta Camacho.

Si desea más información puede contactar a Gabriel Calderón Blanco al correo Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla o Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla



Compartir: